miércoles, 1 de octubre de 2014

Lima Limón Bistró - Murcia.



Leche de Tigre.
Con ganas de más, así debo definir la última visita que hicimos a Lima Limón.  Situado en el local donde en su día estuvieron “Los Pinchos de Andrea” de Juan Luis García, sumiller de Casa Marcial, y más recientemente  el gastrobar “Milhojas”, abre sus puertas un proyecto en el que Álvaro Morales (Meloso Gourmet) y Renán Moscoso nos proponen un ilusionante viaje gastronómico siguiendo la evolución histórica del limón. Así, nos ofrecen recetas típicas del Sudeste asiático de donde es originario,  como son las gyosas, o el baba ganoush de Oriente Medio, pasando por Europa, donde los andalusíes lo cultivaban, finalizando el trayecto en América Latina, donde lo llevaron los conquistadores hispanos y de donde nos traen los ceviches,  los nachos con guacamole y jalapeños o la propia lima. Todo un viaje gastronómico por la cocina internacional de la mano del cítrico imprescindible en las mesas murcianas.



La original decoración se caracteriza por un máximo aprovechamiento de sus reducidas dimensiones, pero sin agobios y un ambiente étnico-cítrico con micro-huerto incluido. Los manteles de papel representan el mapa del recorrido del limón por los continentes (con el limonero, por el mundo entero). En cuanto a la carta, sinceramente, creo que es una faena para los amantes de la comida exótica. Muchas cosas apetecibles y un solo estómago. Si no vais muchos, es recomendable pedir medias raciones para poder probar más cosas o el completo menú degustación que ofrecen por 20 euros. Nosotros no lo hicimos y nos tuvimos que dejar muchas cosas para probar en nuestra próxima visita. La carta de vinos, elaborada por el sumiller Antonio Chacón, no le va a la zaga. Muchas y variadas referencias procedentes de diversas regiones vinícolas nos invitan a hacer otro viaje, esta vez enológico. Y lo que es mejor, a un precio extraordinariamente competitivo. No tienen un solo vino que nos dispare la cuenta.

Pudimos probar el salmorejo cordobés con virutas de huevo y salmón con un intenso sabor a aceite de oliva, el ceviche mixto de pescado y marisco con pulpo, calamar y mejillones y un imprescindible, el tartar de salmón con algas wakame y ponzu de lima. Maravilloso. También nos dieron a probar la energética leche de tigre. El brebaje marino sobrante de los ceviches, que antaño se regalaba y del que dicen que quien lo toma, según la tradición, se convierte en todo un “tigre”. Para visitas posteriores quedan en el tintero, sushi aparte, el risotto a la murciana, la escalibada, el tataki de atún, el wantón taurino o la carrillera al monastrell.

Todo lo que tomamos lo acompañado de vinos del nuevo mundo y de postre, como no podía ser de otro modo, paparajotes, aunque la tarta de la abuela no desmerece. Cerramos la velada con café, limoncello y un original verdejo de Rueda semidulce de Javier Sanz Viticultor, por cortesía de la casa. A esto hay que añadir una cuenta que apenas sobrepasa los 20 euros por cabeza y la necesidad imperiosa de volver más pronto que tarde. Un trato exquisito en un ambiente acogedor son la guinda de un proyecto al que deseamos un largo viaje en el tiempo. 

Ceviche mixto.

Lima Limón Bistró.
C/ Paseo Marinero Luis de Torres, 3. Murcia 30007
Teléfono 968967306.


4 comentarios:

anonimo dijo...

Espero que les vaya muy bien, la comida muy buena y el trato estupendo, Álvaro super atento!!!!

Encarna copia cocina dijo...

Tengo ganas de visitarlo, me apunto en cuanto digáis los bloguericos murcianos, un beso! !

Chef Chof dijo...

De verdad que hay platos que merecen mucho la pena. A parte del buen servicio y la atención.

Anónimo dijo...

Un viaje exótico y de ensueño que te llega con su cocina y sabores directamente al corazón.